sábado, 23 de febrero de 2008

Ruta libre - Ludiente - Fuente La Valentina - La Giraba - Torre Árabe - Cabezo Royo y Benachera - La Rulla - Pozo Negro - Ludiente

Ludiente es un municipio de la provincia de Castellón, perteneciente a la Comunidad Valenciana, en la comarca del Alto Mijares.Se alza en una hondonada, rodeada por todos los lados, por montes que la dominan.

Desde Onda, a unos 20 km, aproximadamente, por la CV-20 y mas tarde por la CV-194.

Sus lindes son, N, por el término del Castillo de Villamalefa, S por los de Torrechiva, Toga y Argelita, más El Toro (de Viver), E de Lucena y O, por el de Zucaina. Por el SO, toca con el partido de Viver (término de Cirat).

Lo riegan el río Villahermosa y Barrancos de Santa Ana y Manzano, y Barranco de Quiles. Su clima es frío, de terreno áspero y quebrado. Tiene numerosas masías diseminadas por su término, siendo la mas importante La Giraba - de Abajo y de Arriba - en función de su latitud, aunque muy próximas entre ellas, una se encuentra mas al Norte que la otra y La Benachera, a unos 6.000 m de Ludiente y que está habitada ocasionalmente.

Otras a saber, Masía de Cabezo Royo, de la Artijuela, de la Morilla, del Hostal, del Molar, de los Ingleros, de los Mores, de la Peduela, mas una cantidad interesante de otros edificios diseminados.

Datos históricos: Según Cortés, en su Diccionario, esta población se fundó en remotos tiempos anteriores a los Godos. Según B. Espinal, es Árabe. En 1238 fue conquistada por Jaime I a los árabes. Durante las guerras civiles, sufrió mucho Ludiente por las exigencias de uno y otro bando beligerante.

Me gusta hacer una pequeña introducción para que se conozcan detalles y datos de la Historia de nuestros bellos pueblos.

Desde Argelita ya se observa una espectacular garganta labrada por las aguas, que permite el paso hasta Ludiente, en una pequeña hoya. Dejamos nuestro vehículo en Ludiente e iniciamos esta ruta desde la Ermita de la Virgen del Pilar y caminando por la carretera, podemos ver el discurrir de las aguas del río VillaHermosa, aguas rápidas y ruidosas que nos alegran los sentidos. Observamos como los primeros rayos de sol están calentando estas tierras, actuando sobre el el río especialmente y produciendo la evaporación por calentamiento, lo que confiere un aspecto fantástico y espectacular. Nos encontraremos con una señalización de la fuente La Valentina, dejamos la carretera para descender por unas escaleras, con un trabajo artesanal muy digno, que nos llevará hasta el mismo río y fuente La Valentina. Después de refrescarnos con un buen trago de su fresca agua y contemplar desde el ombligo de la hoya, la magna obra de la Madre Naturaleza, volvemos a subir a la carretera, cruzamos por el barranco Quiles y llegaremos a La Giraba de Abajo, nos saludamos con unos vecinos, y recorremos esta pedanía tan encantadora y tranquila (que ni los perros nos ladran, tal es la paz y sosiego que se trasmite).

Vemos un reloj de sol y una bella Ermita, cerrada..., hasta que Doña Pilar Ibañez Solsona, amablemente se ofreció a coger la llave y nos permitió descubrir el encanto de esta Ermita y el privilegio de conocer su interior y tomar una serie de fotografías.

Se trata de la Ermita de la Virgen del Rosario, su día es el 7 de Octubre, pero se celebra en las fiestas de Agosto, para que participen el mayor número posible de vecinos y visitantes. Desde aquí nuestra gratitud por su gentileza y amabilidad, para Doña Pilar Ibañez Solsona.

Un poco mas al Norte nos esperaba La Giraba de Arriba, la cruzamos y una vez conocida, iniciamos la vuelta sobre nuestros propios pasos, pues nuestro próximo objetivo es la Torre Árabe del Siglo XIII, que saliendo de La Giraba de Abajo en dirección a Ludiente se encuentra una senda a la derecha, por entre unos corrales (he colocado una baliza). Ascendemos y después de un esfuerzo considerable nuestra recompensa es importante pues nos aparece la Torre Árabe que estaba escondida.
Encontramos restos de muralla, aljibe y la Torre Árabe, que dignamente se conserva altiva y en pie. El autor no puede evitar la tentación y se introduce en su interior a través de un agujero en la misma, para poder fotografiar el adarve y su interior.
Descendemos por la senda para mas adelante enlazar con la pista y alcanzamos la Masía de Cabezo Royo, completamente deshabitada y por ello abandonada a su suerte - con mis fotografías espero que no olvidada - unos km mas arriba se encuentra la pedanía de Benachera, de Ludiente, habitada ocasionalmente.
Descendemos por la pista y regresamos en dirección a Ludiente, caminando por la carretera, nos desviamos por la carretera del Castillo de Villamalefa, para beber del agua de la fuente La Rulla, que está junto a la misma carretera.
Nos volvemos ya sin detenernos hacia Ludiente, y a través del casco urbano, visitamos la Iglesia Nueva (Siglo XVIII), dedicada a la Natividad de la Virgen.
La Iglesia Parroquial (Siglo XVI), cuyo edificio de interés arquitectónico, no parece muy apreciado pues su deterioro y abandono son tan patentes que parece que vaya a derrumbarse.
Vamos en busca del puente y por el barranco de Santa Ana, junto a un magnífico nogal, encajamos nuestros pasos por el barranco, vadeando unas veces, otras cruzando grandes charcas, alcanzamos un auténtico tesoro, ...ya oímos el murmullo de la cascada antes de llegar a ella y la emoción se apodera de nosotros cuando nuestra vista alcanza a ver en todo su esplendor el Pozo Negro - se trata de una magnífica cascada donde cae agua cristalina procedente del río Villahermosa y que ,en su conjunto, completa un paraje espectacular.
Debemos abandonar el Pozo Negro, pero nos resistimos a dejarlo atrás, así que será cuestión de volver otra vez a visitarlo.
Ya de regreso y en Ludiente, nos acercamos a la salida de la población para efectuar una fotografía de la Muela del Buey Negro, pues la ventana de Ludiente de la Muela se puede distinguir desde esta posición, eso sí, porque conocemos el punto exacto, de lo contrario pasaría desapercibida por estar envuelta en la impresionante y gigantesca Muela.
Senderistas: Vicente Gimeno y el autor.

Ruta muy completa e interesante, por su diversidad, de prolongada duración en su recorrido y sin incidencias.

1 comentario:

the-vice dijo...

LLevo tiempo queriendo ir por esta zona, desde que mi mujer y yo descubrimos la fuente de la Valentina.

Me gustaria si tienes informacion en formato GPS que me la pasaras o me indicaras donde buscarla, te lo agredeceria mucho.

Por favor mandamelo a la direccion
theviceARROBAgmail.com